FP Sociocultural

¿Qué es un maestro sombra y cuáles son sus funciones?

Darío Domínguez
Maestro sombra

Un maestro sombra es una figura que ayuda a la integración socioeducativa de niños y niñas que tienen dificultades para trabajar por sí mismos debido a su desarrollo psicosocial. No se trata de un familiar o conocido del menor, sino de profesionales que están cualificados para ejercer esta labor, ya que poseen los conocimientos necesarios para favorecer el desarrollo cognitivo y social de los pequeños, como por ejemplo el Técnico Superior en Integración Social.

Entre los niños que pueden necesitar la presencia de un auxiliar de educación especial se dan casos de Trastorno del Espectro Autista (TEA) o alteraciones del lenguaje, entre otros. El profesor sombra puede ser un psicólogo, educador infantil o pedagogo que domine el ámbito de la educación especial y por tanto pueda prestar un apoyo al menor.

En primer lugar, antes de que la familia pueda contemplar la búsqueda de un maestro sombra para el pequeño se debe tener un diagnóstico completo y profesional realizado por un especialista. Tras realizar dicho informe será el experto el que ofrezca la recomendación a la familia de un profesor sombra.

En muchas, asociaciones, entidades de atención al neurodesarrollo o incluso desde el propio centro educativo se ofrece la posibilidad de que las familias contraten a un maestro sombra para que éste pueda ayudar a la integración del menor en la escuela. Sin embargo, esta no es una profesión reglada en España por lo que generalmente suelen ejercer su labor como voluntarios.

Principales funciones del maestro sombra

Antes de definir las funciones del auxiliar de educación especial o profesor sombra, es preciso señalar que este profesional educativo tiene una función de apoyo al alumno. Estará junto a él para ayudarlo a encontrar vías de comunicación efectivas con los profesores y el resto de compañeros, pero no actuará como altavoz del niño, sino que deberá favorecer que este consiga relacionarse de manera autónoma.

También es importante destacar que el maestro sombra debe integrarse en el aula, estableciendo relaciones con el resto de personas, tanto estudiantes como profesores, de manera que su presencia no sea hostil para los niños y tampoco entorpezca el desarrollo natural de la clase. Entre sus principales funciones destacan:

Este punto es muy importante puesto que el maestro sombra no tiene como objetivo ser el canal de comunicación del niño. Por este motivo no debe responder por él, ni tampoco los demás integrantes del aula deberán dirigirse al auxiliar de educación especial para hablar del alumno, sino que tendrán que tratar de comunicarse directamente con él. En el caso de que el profesor sombra vea que el alumno no es capaz de responder, entonces le ayudará a hacerlo de otra forma, pero siempre será el menor el que se exprese.

  • Apoyar al alumno
  • Este punto es muy importante puesto que el maestro sombra no tiene como objetivo ser el canal de comunicación del niño. Por este motivo no debe responder por él, ni tampoco los demás integrantes del aula deberán dirigirse al auxiliar de educación especial para hablar del alumno, sino que tendrán que tratar de comunicarse directamente con él. En el caso de que el profesor sombra vea que el alumno no es capaz de responder, entonces le ayudará a hacerlo de otra forma, pero siempre será el menor el que se exprese.
  • Promover su progreso hacia la autonomía
  • Al tener el niño un desarrollo cognitivo o social más lento de lo normal a su edad es lógico que el profesor sombra preste más ayuda de lo habitual, pero debe ir cesando poco a poco para motivar al alumno a que sea capaz de desenvolverse correctamente y con plena autonomía.
  • Entender el proceso del alumno
  • Es importante que el maestro sombra entienda en todo momento que el niño tiene sus propios tiempos. Esto quiere decir que necesita procesar durante más tiempo sus emociones, pensamientos y todo lo que le rodea. El profesor sombra debe tener en todo momento este punto presente para no frustrar al alumno y forzarlo a realizar cosas que estén fuera de su alcance.
  • Mediar entre la familia y el centro educativo
  • El maestro sombra también será el encargado de establecer una comunicación entre el centro y los padres del menor, informándoles sobre el progreso del niño y sobre aquellas cosas de importancia que tengan lugar dentro del colegio, como la actitud de pequeño en su rutina, las actividades extraordinarias que se llevan a cabo o cualquier otro aspecto que la familia deba conocer.
  • Reducir las barreras
  • El profesor sombra tiene que tratar de evitar las barreras que puedan mermar el aprendizaje del alumno, tanto dentro como fuera de la clase. Esto significa que el niño deberá integrarse con ayuda del auxiliar de educación especial en otras actividades que se desarrollan fuera del aula, como excursiones del colegio con sus compañeros, actividades recreativas o práctica de actividad física.

Aquellas personas interesadas en profundizar en los conocimientos necesarios para ejercer como profesor sombra puede descubrir más mediante una titulación de FP en Integración Social a distancia, pudiendo así obtener los conocimientos necesarios mientras lo compatibiliza con su vida personal y profesional.

¿Quieres más información? ¡Pregúntanos!